La Junta Directiva de esta Asociación ha tomado la decisión de no celebrar la 36 edición del Cross de Navidad y de la 26 edición de la Prueba para Discapacitados.

Los motivos que nos han llevado a la no celebración de esta edición es que el Instituto Municipal de Deportes todavía no nos ha abonado la subvención del Cross que hicimos el pasado año 2017, y que todavía no sabemos si la vamos a tener o no, ya que la convocatoria para solicitar la mismas de las carreras populares del año 2018 han salido el pasado 5 de noviembre de 2018.

Durante todo este año hemos insistido en muchas ocasiones al Concejal responsable de Deporte de nuestro Ayuntamiento para que se nos indicara cuando se iban a sacar las bases para las Carreras Populares, incluso ha tenido que ser la Ilma. Alcaldesa la que a última hora se comprometiera con la Federación de Asociaciones de Vecinos en que seguro que íbamos a cobrar antes del mes de Diciembre. Pues bien, estamos a 19 de Noviembre y todavía no están aprobadas las adjudicaciones de las Carreras Populares 2018.

Es decir, tenemos pendiente la subvención del año pasado, y no nos podemos comprometer en otra Carrera Popular que tendría un coste de unos 4500 euros (Seguros, Ambulancias, Arco de Meta, Jueces, Cronometradores, trofeos etc.), ¿Engañamos a los proveedores y les prometemos que le vamos a pagar o qué? y si nos arriesgamos a saber cuándo saldrá la convocatoria para el año 2019 y en qué condiciones.

Tenemos que decir que todas las Carreras Populares que se han celebrado este año han sido realizadas sin estar firmado el decreto o la normativa por la que se rigen dichas pruebas.

EL Cross de Navidad siempre ha pretendido ser una prueba atlética de Barrio con participación de los más pequeños y discapacitados y siempre con un carácter popular y alejado de premios en metálico y con una vocación de servicio al barrio, con la participación del Instituto y los colegios de la zona. De hecho todas las inscripciones se canalizan a través de estos, de manera desinteresada.

La única salida que tendríamos para poder sacar el Cross adelante, sería conseguir patrocinadores y, actualmente, no tenemos y la otra opción sería poner una cuota de inscripción a todos/as los participantes, que según nuestras estimaciones sería necesario cobrarles aproximadamente 3 euros a las categorías infantiles y 5 euros a los demás, pero esta medida nos parece desproporcionada para una Carrera de Barrio.

Y preguntamos a los chavales del barrio, Vecinos y Vecinas y a la Ciudadanía en general. ¿Merece la pena seguir en esto? A la Junta Directiva de esta Asociación le ha costado mucho tomar esta determinación de no realizar la carrera este año y quizás esto nos impida volverla a organizar más, pero, Vecinos ya nos quitaron la Verbena por ahogamiento y ahora nos quitan o nos ponen obstáculos para que no hagamos el Cross de Navidad; También debemos entonar el mea culpa por no haber sido capaces de vencer los obstáculos y vernos superados por los grandes inconvenientes que se nos ponen.

El Cross de Navidad de Fátima está a punto de perecer por la burocracia de unos políticos ineficaces y una intervención municipal escrupulosa, que se está llevando por delante todo el tejido asociativo de los barrios, ejemplos tenemos en las Salas de Barrio y en el futuro en las demás instalaciones deportivas (campos de futbol etc ).