Comunicado del equipo técnico

Los trabajos parten del conocimiento previo de zonas prescritas, no atadas por derechos legales de los descendientes y sometidas por tanto al Reglamento estatal de Policía Sanitaria Mortuoria (decreto 2263/1974), al Reglamento de Policía Sanitaria Mortuoria de Andalucía (decreto 95/2001 de 3 de abril) y a las disposiciones de la administración local en esta materia, como suele ocurrir en tantos cementerios. La comunicación de la prescripción se hace llegar al equipo técnico y sólo desde este momento se inician los trabajos de campo. Todos los restos que pertenecen con claridad a personas no asesinadas se gestionan bajo las disposiciones legales de policía mortuoria.

En total se han localizado 55 sujetos (exhumados 47), de los cuales un 34,54% corresponde a personas represaliadas en base a documentación, episodios violentos y contexto. Del total de evidencias de personas represaliadas se han recuperado los restos de tres mujeres, quince sujetos masculinos y uno de sexo indeterminado.

Los trabajos documentales previos y los efectuados con anterioridad por Rafael Espino Navarro han sido esenciales para identificar nombres y ubicaciones de víctimas en el , al igual que en otros no intervenidos.

El equipo técnico también invita a los familiares de víctimas de los sublevados contra el Gobierno de la II República a la toma de muestras genéticas bajo control y supervisión del laboratorio de Genómica de la Universidad de Granada el próximo 7 de marzo en el Centro Cívico Municipal Poniente Sur, de 10 a 14 y de 16 a 19 horas.

La Oficina de la Memoria Democrática de la Junta de Andalucía en Córdoba ha recibido unas 140 solicitudes de familiares para que la Administración andaluza iniciara la búsqueda de esos restos.

Foto: Manolo Aguilar‏.