En la mañana del día 21 de septiembre, un grupo de pensionistas salió de Rota (Cádiz) caminando hacia Madrid, donde esperan llegar para asistir a la gran manifestación convocada para todo el Estado el día 16 de octubre.

La idea partió de la Plataforma Roteña en Defensa de las Pensiones. A las 8’00 de la mañana del sábado 21, se concentraron un grupo de unas 80 personas a las que les dirigió unas palabras el alcalde de la localidad. La acción estuvo apoyada por el grupo de gobierno municipal, por el PSOE, IU y Podemos. Pero también por empresarios, comerciantes, agentes sociales de Rota y la población en general. La Plataforma dio lectura a un comunicado que elaboraron y que les sirve como “manifiesto” de su acción. Tras 2 kilómetros de camino, el grupo quedó en la quincena de personas que, aproximadamente comenzaron oficialmente la marcha, que llegó sobre las 13’30 del mismo sábado a Sanlúcar de Barrameda, tras 28 kilómetros caminando.

En Sanlúcar, el grupo fue recibido en la Plaza del Ayuntamiento, donde había convocada una manifestación por parte de la Plataforma de esa ciudad, tras la que intervinieron dando lectura al manifiesto. La Plataforma de Sanlúcar organizó el almuerzo, la cena y el desayuno del día siguiente, y alojamiento en la Residencia Escolar El Picacho de la localidad.

El domingo 22 se levantaron con la sorpresa de la lluvia, que los acompañó al principio de la travesía hacia la siguiente parada, Trebujena, a unos 24 kilómetros de camino. Al poco rato la lluvia les abandonó, pero la ropa quedó mojada para el resto de la marcha. En Trebujena, según nos cuenta Ángel Guerra, quien nos atiende amablemente a diario para contarnos la actualidad de la jornada, fueron recibidas con apoyos de cánticos y pancartas. “Se nos puso la piel de gallina” afirma Ángel. En Trebujena se volvieron a repetir las lecturas de manifiesto y de apoyos en la Plaza del Ayuntamiento y, cuando hablábamos con Ángel, iban de camino a la cena previa a poder descansar en el pabellón deportivo de la localidad.

El lunes, salida para Lebrija.

 

La marcha está compuesta por un grupo estable de unas 20 personas, con dos de ellas que acompañan en dos vehículos de apoyo. Su llegada a Córdoba está prevista para el domingo día 29 donde serán recibidas y alojadas en el C.S. Rey Heredia. Allí se les ofrecerá un perol al mediodía y partirán el lunes dirección a El Carpio.

 

El manifiesto de los y las pensionistas que han comenzado esta marcha hacia Madrid, tras los agradecimientos a los apoyos que les van prestando en cada localidad, explica que “esta iniciativa que hemos tomado y que nos vemos en la obligación de cumplir, es en defensa del Sistema Público de Pensiones, ya que consideramos que no es un problema económico, sino de voluntad política para solucionarlo. Si nosotr@s l@s pensionistas vamos a hacer este gran esfuerzo es para decirles a los políticos que comiencen a defender lo que tantos años de lucha nos ha costado tener. El Sistema Público de Pensiones no se debe tomar como un negocio, ya que de ello depende el bienestar de tod@s l@s que llegamos al final de la vida laboral y nos convertimos en pensionistas. Por esta razón es un tema que nos afecta a tod@s. Nosotr@s deberíamos estar viviendo una jubilación con una pensión digna, sin sobresaltos. Nuestra generación luchó por estos derechos y, como luchadores que somos, no estamos dispuest@s a que nos los arrebaten. Con nuestro ejemplo hemos creado conciencia. Si tod@s comenzamos a defender nuestros derechos, habremos conseguido el objetivo de esta Marcha. Exigimos que se cuente con l@s pensionistas a la hora de hablar de pensiones públicas en el Pacto de Toledo. Exigimos, entre otras reivindicaciones: la revalorización de las Pensiones Públicas al IPC real; Pensión mínima de 1080€, tal y como recoge la Carta Social Europea; que a las personas viudas les quede el 85% y no el 60%; reducción hasta la desaparición de la brecha de género; eliminar todo tipo de copago y restablecer los derechos sanitarios. Exigiremos a este gobierno o a otro, sea del color que sea, unas pensiones públicas dignas, ya no sólo para nosotr@s, que también, sino que luchamos para que nuestr@s hij@s y niet@s tengan una vida digna. ¡¡Gobierne quien gobierne, las pensiones se defienden!! Nos vemos en Madrid el 16 de octubre.