• Lo considera el foro adecuado para analizar la situación de las propuestas del dictamen.

En una nota de prensa enviada a los medios de comunicación, el Consejo del Movimiento Ciudadano “considera necesario que se convoque a los integrantes de la comisión sobre Memoria Histórica, órgano que elaboró el dictamen que dio lugar al cambio del nombre de una quincena de calles en la ciudad en aplicación de la Ley sobre Memoria Histórica y Democrática de Andalucía”. Se trata de la respuesta dada por el CMC ante el anuncio, por parte del alcalde, José María Bellido, de la volver a poner nombres de franquistas en la C/Foro Romano y en la Avda. del Flamenco.

El órgano vecinal entiende que esa reunión es el espacio adecuado, además, para valorar el desarrollo de las medidas propuestas sobre exhumaciones de personas fusiladas o sobre la declaración de lugares de la memoria.

En el mismo sentido entiende el CMC que cualquier propuesta respecto a estas temáticas debe pasar por la Comisión Municipal sobre Memoria Histórica de manera que pueda “abordar las sentencias que han recaído a la aplicación del dictamen“. “Hay que recordar“, continua el comunidado “que el trabajo de la comisión se basó en informes históricos de indudable rigor científico, y que una decena de calles han visto ya cambiado su nominación sin que cause ningún problema ni debate en la ciudad“.

El Consejo del Movimiento Ciudadano ya advirtió de lo inadecuado de que se
adoptaran medidas en estos temas sin el suficiente consenso porque nos puede llevar a
un tiovivo de cambios que solo afectará negativamente al vecindario. Pero una vez
aprobado por el Pleno el dictamen, solo corresponde aplicarlo o, alternativamente,
trasladar a la comisión de Memoria Histórica los problemas que existen para que se
hagan realidad. Los procesos de participación no solo están para hacer propuestas sino
también para seguir su aplicación y evaluarlas“, continua el comunicado.

El órgano presidido por Juan Andrés de Gracia que ya se logró una limpieza de nombres franquistas en nuestra ciudad “con plena tranquilidad y asumidos por toda la ciudad. Ahora ha pasado lo mismo con una decena de calles y solo queda por cerrar el cambio de cuatro vías que no suscitaron consenso a pesar de las evidencias históricas existentes.