El registro electrónico no evita que el servicio esté colapsado.

El Consejo del Movimiento Ciudadano se ha dirigido al gobierno municipal para que recupere el servicio de atención ciudadana de forma urgente en todos los Centros Cívicos tras constatar que el sistema está prácticamente colapsado con citas a más de 20 días y hasta de un mes vista, mientras solo funcione en Gran Capitán, Poniente sur y Lepanto y se complemente con Santa Cruz y Trassierra. Solo se encuentran citas antes en la barriada de Trassierra, pero no parece sensato obligar a toda la ciudad a usar esa oficina. Asimismo, el servicio de cita previa por teléfono se demora en demasía para poder contactar con el ayuntamiento.

Por otro lado, el CMC entiende que la alternativa del registro electrónico no es aún realista ni eficaz para la mayoría de la población al tener que necesitarse un certificado digital o similar, no tener la formación o soltura con el sistema y no tener la opción de consulta y asesoramiento por parte de algún informador-gestor o persona capacitada. Recuerdan, en este sentido, que las Oficinas de Atención Ciudadana tiene una importante labor de asesoramiento que no se recibe a través de la administración electrónica. Ello obliga a tener que acudir a la oficina en más de una ocasión, lo que incrementa el colapso que solo se podrá resolver cuando se activen todas las oficinas.

El Consejo del Movimiento ha solicitado un plan urgente para recuperar las oficinas en toda la ciudad, a través de los centros cívicos, pues teme que las vacaciones de verano agraven el problema. Conocemos las dificultades de personal por las que pasa el ayuntamiento pero el servicio de atención ciudadana es básico en la relación con la ciudadanía y debe ser una prioridad absoluta del gobierno municipal. El no funcionamiento de las oficinas deja prácticamente sin sentido tener abiertos los Centros Cívicos a media jornada, que se convierten así en meras oficinas. Más aún cuando tan solo en dos de ellos están abiertas las salas de lectura y las exigentes condiciones para usarlos por parte de los colectivos Por último, el Consejo del Movimiento ciudadano señala que todo se hace más complejo al requerir a las personas jurídicas (asociaciones, comunidades de propietarios,…) a que tengan que tener un certificado digital o similar para acceder al registro electrónico por lo que muchas entidades encuentran grandes dificultades para presentar sus escritos o lo tienen que hacer a nombre de una persona. Incluso el ayuntamiento ya está usando el servicio de notificación electrónicas a entidades sin capacidad de acceder al mismo, lo que puede provocar pérdida de derechos. Se necesita una labor intensa de formación ciudadana, pero mientras hay que facilitar la labor y potenciar las oficinas de atención ciudadana.