El Consejo del Movimiento Ciudadano cree necesario reflexionar sobre el futuro turístico y comercial de la ciudad

De la misma forma considera que una decisión de este tipo no debe adoptarse en un momento tan difícil para el pequeño y mediano comercio y sin realizar una amplia consulta al sector.

El plenario del Consejo del Movimiento Ciudadano (CMC) acordó por unanimidad trasladar al ayuntamiento su oposición a que se amplíe la zona de gran afluencia turística que actualmente abarca la zona del casco nominada como Patrimonio de la Humanidad y que supone la posibilidad de ampliar horarios comerciales en negocios de más de 300 metros cuadrados de superficie. De la misma forma
considera que una decisión de este tipo no debe adoptarse en un momento tan difícil para el pequeño y mediano comercio y sin realizar una amplia consulta al sector.

El Consejo del Movimiento Ciudadano reitera la importancia del pequeño y mediano comercio para nuestros barrios y distritos “a los que dan vida y servicio” y a los que “hay que mimar en esta crisis” generada por la pandemia. Asegura que ampliar horarios no asegura un mejor servicio sino un mayor esfuerzo para los autónomos, la economía familiar que sustenta gran parte de los negocios y para los trabajadores y trabajadoras del comercio, afectados. Si se defiende esa propuesta “debe acompañarse de los estudios que aseguran qué beneficios suponen al sector y a la ciudad y no implantarla solo porque interesa solo a una parte de las fórmulas comerciales”.

Paralelamente, el CMC se opone a que se adopten medidas que incidan en un modelo económico que se ha demostrado superado por las circunstancias, basado en un turismo de aluvión que ya no va a regresar. Mientras la ciudad reflexiona sobre su estrategia no se deben tomar decisiones que no sabemos qué aportan al modelo de ciudad que queremos y que para el movimiento ciudadano pasa por recuperar la centralidad de la cultura unida al patrimonio como eje de desarrollo. Un desarrollo que debe ser “indudablemente sostenible y equilibrado evitando que se convierta en problemas para os que habitamos la ciudad”.

Por último el Consejo del Movimiento Ciudadano considera que todas las fórmulas comerciales tienen su lugar en la ciudad, y que se deberían estructurar dentro de un plan único de acción que hoy se ve alterado por el comercio on line. La gran superficie, el pequeño y mediano negocio, el comercio ambulante,… deben formar parte de una sola estrategia porque son propuestas que ofrecen soluciones diferentes a la ciudadanía. Pero “no se debe romper el equilibrio” que entre estas
fórmulas debe existir, por lo que “se debe ser prudentes a la hora de implantar nuevas medidas que supongan mayor liberalización comercial porque solo puede ser sostenida por los que tienen mayor poder económico”.