• El partido verde, que concurre en coalición con Más País, no presenta lista por Córdoba para no dividir el voto del cambio y alerta contra la abstención.
  • EQUO Córdoba entiende que la lista encabezada por Martina Velarde es “la mejor opción disponible” para avanzar en políticas ecofeministas y de justicia social.

EQUO Córdoba ha hecho público su respaldo a la candidatura de Unidas Podemos en la provincia de Córdoba, encabezada por Martina Velarde, animando a la ciudadanía a desafiar el hartazgo provocado por la repetición electoral. El partido verde, que concurre en coalición con la formación Más País en una docena de provincias que superan los siete escaños, no presenta en esta ocasión candidatura propia por Córdoba, con el declarado objetivo de no dividir el voto progresista. En los anteriores comicios del 28 de Abril, un miembro de EQUO, Ramón Fernández, figuraba como número 4 en la lista de Unidas Podemos.

En palabras de Ana María Carnero, coportavoz provincial de EQUO, “Aunque no concurrimos con UP, somos plenamente conscientes de que en estas elecciones, en Córdoba, es el voto que más hace por el cambio verde que queremos construir. Que Más País-EQUO no se presente a las elecciones en esta y otras muchas provincias es un acto de responsabilidad, que busca poner en primer lugar las necesidades de las personas más vulnerables, que necesitan de forma urgente un gobierno que se preocupe por sus problemas. De la misma forma, la emergencia climática que vivimos no puede esperar más por las luchas de egos y siglas. En esa misma línea de anteponer las urgencias de la ciudadanía sobre los intereses partidistas va nuestro apoyo a Martina Velarde y el resto de la lista que encabeza”.

Por su parte, Salustiano Luque, coportavoz de la formación verde, ha añadido: “El 10N nos enfrentamos antes que a nada a la tentación, enorme, de la abstención, de que la ciudadanía progresista, harta de unos y otros, les haga un enorme corte de mangas que, justo es reconocer, es merecido.  Pero ese desahogo, por muy comprensible que sea, no servirá más que para hacer más difícil, o imposible, un gobierno que aborde los muchos problemas que tenemos de forma justa, sostenible y democrática. No sirve para avanzar en la imprescindible Transición Energética, no sirve para construir igualdad entre hombres y mujeres, no sirve para dejar de echar gasolina a la situación en Cataluña, no sirve para defender y reconstruir los servicios públicos. La abstención sólo sirve a los intereses de las derechas, como demuestra la antidemocrática campaña de fake news y usurpación de identidad montada por el PP desde la propia Córdoba. Por eso, por el país que necesitamos que se ponga en marcha, sin involuciones, es imprescindible que salgamos a votar el 10N y que votemos por la mejor opción disponible”.