Varias personas pasean por la Avda. Fray Albino, guardando las medidas de seguridad pertinentes por la pandemia del Covid-19, exigiendo la Renta Básica de Cuarentena.

Critican el Ingreso Mínimo Vital del gobierno como insuficiente y estigmatizador. Aseguran que llegará a poca gente y tarde.

Que todas aquellas personas que estén en situación precaria, sin ingresos y con necesidad de ayuda inmediata puedan solicitarla y, de forma inmediata, el Gobierno haga los pagos sin necesidad de que aporten documentación de forma urgente. Y en la declaración de la Renta del próximo año, que se ajusten cuentas. Eso es lo que pide la Marea Básica contra el Paro y la Precariedad y la Plataforma Cordobesa por la Renta Básica Universal.

En la tarde de hoy jueves han paseado varias personas, guardando las distancias exigidas y portando mascarillas, llevando carteles alusivos a las reivindicaciones de los mencionados colectivos. Además de la Renta Básica de Cuarentena, exigen que sigan prohibiéndose los desahucios mientras la crisis continúe, que se paguen los ERTE’s de forma inmediata, que se prohíban los cortes de suministro de servicios esenciales y que se regularice a las personas inmigrantes en nuestro país.

La acción de hoy, afirman, ha sido una primera toma de contacto tras el confinamiento. “Entendemos que hay que ir desplegando músculo de nuevo desde los colectivos sociales que luchan por una solución a la crisis que piense en las vidas de todas las personas, sobre todo aquellas que están en situación de vulnerabilidad, que ya eran muchas y que no sabemos por cuánto se multiplicarán por culpa de la pandemia”, declaran las personas que han paseado hoy por la ribera sur del río. “Frente a los grupos descontrolados de personas que se han estado manifestando sin protección y contra las pocas medidas sociales que el gobierno está llevando a cabo, lo que vamos a promover desde ya es la movilización social a favor de que se apoye de forma clara, valiente y sin ambages por las personas, frente a las habituales medidas que favorecen a los grandes capitales”.

En las próximas semanas se irán intensificando las acciones, que pretenden que se vayan extendiendo por todos los barrios de la ciudad, a medida que la desescalada vaya dando opción a concentraciones mayores. Si no fuera así, lo harán como hoy, en pequeños grupos repartidos por los barrios de la ciudad, guardando siempre las medidas requeridas para evitar los contagios.